Lista de verificación para mudarse a su nueva casa: Una herramienta para evitar inconvenientes

Utilice esta lista de verificación para que usted y sus seres queridos puedan mudarse a su nuevo hogar con el mínimo posible de inconvenientes.

  • La planificación de la mudanza es esencial. Empiece a hacer un plan para empacar –defina cuáles habitaciones se empacarán primero y cuáles serán las últimas. Trate de empacar al final las pertenencias de los niños más pequeños para minimizar el efecto de la mudanza sobre ellos.
  • Planificar la mudanza con niños significa viajar en familia desde la casa actual hasta un nuevo hogar. Haga los arreglos de viaje con suficiente anticipación y trate de disminuir las tensiones del viaje. Si viajan en avión reserve un vuelo directo. Si van por carretera calcule el tiempo para cada etapa del viaje y de ser necesario, haga reservaciones de hotel anticipadamente.
  • Haga los arreglos previos para que los servicios importantes –teléfono, televisión por cable, conexión y acceso a la Internet sean instalados antes de la llegada a la nueva casa.
  • Asigne a cada miembro de la familia tareas diarias de clasificación, empaque y mudanza para ser más eficientes y garantizar que todos sientan que forman parte del proceso.
  • Si tiene niños pequeños determine la manera de mantenerlos seguros y ocupados el día de la mudanza. Este es un buen momento para llamar a un pariente o a una niñera para ayudar.
  • Si tiene mascotas piense en cómo mantenerlas seguras el día de la mudanza, pues habrá puertas abiertas y los camiones de mudanza estarán en la entrada del garaje. Piense además en la mejor manera de trasladarlos a la nueva casa.
  • Tenga consigo una carpeta segura con los documentos de los niños, en particular lo necesario para la inscripción en las escuelas, como el certificado de nacimiento, los certificados médicos y dentales e informes escolares.
  • Identifique los recuerdos de familia irremplazables que puedan transportarse fácilmente como libros de los bebés, huellas impresas de sus pequeños pies y manos, fotografías, su primer proyecto artístico, etc. Empáquelos y llévelos consigo en el avión o el automóvil.
  • Empaque en una bolsa, caja o maleta los objetos que necesitarán apenas llegue a su nueva casa: papel higiénico, jabón, shampoo, toallas de baño, cortina de baño, etc. Llévelos consigo en el avión o el automóvil. Es más fácil que tener que salir corriendo y comprar todo al llegar.
  • Asegúrese de que cada miembro de la familia tenga un bolso de supervivencia con ropa, objetos preferidos (frazada, juguetes, CDs), cosas qué hacer y qué leer durante el viaje hacia la nueva casa, la merienda favorita, cepillo de dientes, pasta dental –lo imprescindible para llegar a la nueva casa y pasar la primera noche y la primera mañana.
  • Defina un plan de contingencia para dormir la primera noche en la nueva casa. Si llega primero que el camión con las camas, tendrá que usar sacos de dormir y camas de aire para toda la familia. La reservación en el hotel puede cancelarse si no la necesita.
  • Averigüe la ubicación y los horarios de los restaurantes y supermercados. Tenga un plan para alimentar a su hambrienta familia.
  • Tenga un plan que le permita desempacar y también atender la necesidad de gastar la energía acumulada que tendrán los niños (principalmente después de un viaje largo en avión o automóvil). Busque con tiempo las opciones de entretenimiento que hay en su nueva comunidad y mientras uno de los padres desempaca, el otro puede llevar a los niños a divertirse.
  • Considere la posibilidad de tener un regalo para la familia esperando en la nueva casa cuando abran la puerta –claro, uno que les guste a los niños. No tiene que ser grande ni costoso. ¡Un juego para el jardín como una pelota y una malla de volleyball serán suficientes para iniciar una celebración en su nuevo patio!

Contacte a un agente de CENTURY 21 en español para obtener mayores detalles sobre las recomendaciones durante su mudanza y poder disfrutar de su nueva casa al máximo.